Mujeres: luchar y nunca desfallecer

Claudina Canto Cural/Mestizo

MÉRIDA, Yuc, 7 de Septiembre de 2020.- En las últimas décadas, unos de los riesgos constantes para una persona, es el ser mujer, porque en el viaje sufrirá muchas injusticias: de ideales, de estereotipos y reglas de conducta para ser una “dama” de sociedad. Pero aquí va mi pregunta ¿Quién decide cómo debe ser una mujer? ¿Acaso la sociedad, los hombres o ella misma? Esto es una pregunta muy compleja para la mayoría, pero a su vez con una respuesta realmente sencilla: Ante la humanidad, todos somos iguales, seres humanos con los mismos derechos y obligaciones, pero desgraciadamente no es así.

La mujer ha sido víctima de abuso e inferioridades por parte de la sociedad; desde la manera de vestir, hasta las libertades del libre transitar, trabajar y decidir en su cuerpo.

La mayoría de sus garantías individuales han sido violadas y los derechos que deberían tener para sobrevivir, han sido reducidos a cenizas por el machismo y el sistema social que las juzga y etiqueta. Hoy las matan sin sentido y con una impunidad digna de un premio Nobel.

Por ello, las marchas feministas en México son cada vez más frecuentes. Lo que busca el feminismo es que las mujeres tengan los mismos derechos que los hombres y decidir el futuro que deseen. La igualdad no sólo en las leyes, sino también en las oportunidades a la hora de ejercer sus derechos como ciudadanas.

De acuerdo con reportes oficiales de la nación, solo en la marcha del 8 de marzo de este año se registraron a aproximadamente una afluencia de 80 mil mujeres en todo el país.

Pero estos acontecimientos no son nada nuevo, las protestas feministas empezaron desde el siglo XIX.

Yucatán, cuna de activismo

Según un estudio de la antropóloga social Gina Villagómez Valdés, se ha posicionado al estado de Yucatán como la cuna del feminismo latinoamericano.

Las mujeres comenzaron a demandar más autonomía, gracias a los ideales que influyeron en las Leyes de la Reforma.

La primera vez que se habló acerca del voto de la mujer en México, fue gracias a la primera revista femenina “Las Violetas del Anáhuac”, que surgió en 1887 durante el gobierno de Porfirio Díaz como un semanario feminista, que mantenía la ideología liberal para alejar a las mujeres de la ignorancia y llevarlas hacia el progreso, Por ello se publicó un artículo reclamando este derecho, y a partir de ese hecho, se empezó a esparcir la idea del sufragio femenino.

Años atrás, se realizó el primer Congreso Feminista impulsado por el gobernador de Yucatán, Salvador Alvarado y varias mujeres líderes de opinión en 1916. En este congreso plantea cuáles son las funciones públicas que puede y debería desempeñar una mujer con el fin de ser un motor dentro de la sociedad yucateca. De aquí surge una de las principales impulsoras del feminismo en México: Elvia Carrillo Puerto. Fue una activista, política y sufragista mexicana que nació el 30 de enero de 1881 en Motul, Yucatán; apoyó a campesinas en la exigencia de sus derechos y  por otro lado llegó a pensar en clínicas sobre métodos moderados de anticoncepción. Siempre se mantuvo en la lucha de sus ideales y su activismo le ganó el mote de “Monja Roja del Mayab”.

Lucha milenaria

Y si nos retrocedemos aún más en la historia podemos observar cómo ciertas mujeres tuvieron cargos de gran magnitud en el otro lado del mundo desde tiempos inmemorables, como es el caso de la general de la dinastía Shang Fu Hao (1200 A.C) que es probable que haya sido la primera mujer guerrera. La general fue comandante militar por derecho propio. Varios estudios modernos de antiguas escrituras chinas comentan que dirigió a ejércitos y campañas, por lo que en su tumba se hallaron más de 100 armas.

También nos encontramos el caso de Cynane, líder de Macedonia (C.A 358-320 A.C) media hermana de Alejandro Magno, dirigió ejércitos y combatió a caballo; en ese entonces se ganó la reputación de una talentosa líder militar antes de los 20 años.

Estas son solamente una pequeña porción de todo un mundo de historias y vidas de grandes mujeres. Realmente la mujer cumple un papel fundamental en el mundo y no solamente por estas admirables historias, sino por su inteligencia y sus ideas inigualables. Es un tema que aunaremos constantemente, resaltando la labor de la mujer en el mundo.

Muchos logros; más pendientes

La batalla que abandera al feminismo ha sido constante, se puede reconocer el logro de ciertos derechos que antes no se poseían para la comunidad femenina, pero aún falta mucho por hacer.

El apoyo incondicional de las mismas mujeres es el pilar del movimiento, no se necesitan de marchas para reconocer lo que por derecho les corresponde. El grito desgarrador de una voz sin filtro, es una constante de valentía que a muchas mujeres les cuesta superar, por el miedo a expresar lo que viven día a día.

Se diría que dentro de este movimiento, una mujer se transforma en una versión o identidad única y todo es por las emociones y sentimientos que trae esta gran experiencia de dolor y sufrimiento que sólo ellas pueden manifestar. La mujer es una guerrera que logrará el cambio, como el don divino que les permite dar vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s