Al rescate de la radio Comunitaria

David Hau/Marco Bautista y David Valladares/Mestizo News

MÉRICA, Yuc., 23 de Noviembre de 2020.- La radio comunitaria fue creada para el favorecimiento de comunidades y pueblos alejados de las grandes ciudades, con el fin de informarlos, además de dar voz a la gente que no la tiene. Es un tipo de medio en el que la gente puede expresarse sin importar su cultura o lenguaje. 

Al respecto, la Unesco citó en 2019 que “los medios comunitarios e indígenas responden con mayor facilidad a las necesidades de comunicación de los contextos en los cuáles se desarrollan, por lo que cuentan con la posibilidad de transmitir contenidos locales o pertinentes a su población”.

Las radios comunitarias e indígenas son organismos con concesiones otorgadas por el Estado a organizaciones civiles sin fines de lucro y a comunidades indígenas, así como también a instituciones educativas. Una característica principal es la libertad para hablar de sus problemáticas y necesidades, así como la comunicación de noticias e información que beneficie a la sociedad. 

Sin embargo, estas organizaciones han tenido que recorrer un terreno lleno de barreras para su funcionamiento y reconocimiento dentro del marco legal.

La Asociación Mundial de Radios Comunitarias (AMARC) dedicada a la promoción y reconocimiento de las radios comunitarias, fundada en 1983 en Canadá, inició su trabajo en México en 1992, cuando en nuestro país no existía una figura jurídica que representara a las radios comunitarias, lo que provocaba que funcionaran en la ilegalidad, al no ser reconocidas. 

En 2013 se promovió la Ley Telecom, que reconocía a los medios sociales, lo que significó un avance en la lucha de estos medios; en 2014 se adhirieron cláusulas para otorgar estas concesiones, las cuales dificultaban e incluso frenaban el acceso a las comunidades, por no cumplir con los requisitos para obtener el permiso.

Entre 1979 y el 2000, el gobierno instauró 21 radiodifusoras en comunidades alejadas del país, donde se hablaba lenguas indígenas y español. En Yucatán instalaron la primera en 1982. 

Importancia

El papel de comunicar de manera objetiva y desde una perspectiva local es importante en los medios de comunicación; la libertad de expresión es la herramienta más poderosa que la sociedad tiene y en algunas situaciones conlleva grandes retos a la hora de comunicar. La figura de las radios comunitarias indígenas es importante en la sociedad, pues contribuyen a la libertad de expresión y el acceso a la información de las comunidades; también preservan la cultura y el idioma de las regiones.

Además, mantienen una autonomía gracias a que son hechos por y para la misma comunidad, por lo que se procura que no haya influencia externa ni restricciones. Esto facilita la participación de todos los miembros de la población en la producción y que todos los sectores sociales, en especial los más marginados, tengan una oportunidad para obtener información y hacerse escuchar a través de los medios.

Otro aspecto importante para destacar es que el medio no es comunitario por naturaleza, sino más bien, se debe a la alta participación en el proceso de producción por parte de los miembros de la comunidad.

Todos estos factores permiten que el desarrollo y empoderamiento de muchas comunidades invisibilizadas se dé en este tipo de radio, ya que funge como una ventana para un desarrollo tecnológico y social. De esta manera sus representantes puedan ser parte de los procesos externos que existen en mundo globalizado, y que no suele tomarlos en cuenta, para beneficio de toda su colectividad. 

A pesar de la importancia de las radios comunitarias, aún existen limitantes en el marco regulatorio en materia de radio y televisión, lo que provoca que esta categoría esté sujeta a una serie inacabable de trabas en su búsqueda de un reconocimiento por parte del Estado. Por eso a veces son sometidas a actos discriminatorios, criminalizadas y perseguidas para aplicar sanciones penales.

Debido a esta situación violentan a los reporteros y locutores, que sumado a los problemas de marginalidad y desigualdad, hacen que los medios comunitarios no prosperen y terminen desmantelándose.

En los últimos años se han reformado diversos artículos y disposiciones de la Ley Federal de Telecomunicaciones, incrementado las posibilidades de las comunidades a acceder a una concesión de radio para funcionar dentro del marco legal. 

De acuerdo con la UNESCO, hay 1500 frecuencias de uso comercial,140 radios comunitarias con concesión y 18 radios indígenas. 

Todo esto se debe a que en la actualidad la regulación y la falta de respuesta gubernamental contra la injusticia generalizada en contra de la prensa en México colocan a las radiodifusoras comunitarias en una situación de gran vulnerabilidad, a la ley y las instituciones gubernamentales como sus principales limitantes, y a la resistencia como la única forma en la que puedan subsistir.

Retos ante la regularización gubernamental

Un gran desafío es la falta de financiamiento público, ya que la Ley de Telecomunicaciones establece que estas organizaciones (sólo las registradas y con concesión) cuentan con el uno por ciento de presupuesto de comunicaciones para publicidad de los entes públicos federales; este porcentaje se divide entre las concesiones existentes.

De acuerdo con el análisis de ARTICLE 19 y FUNDAR sobre los beneficiarios que más dinero recibieron en publicidad oficial durante el ejercicio fiscal de 2019, el 40% del presupuesto se concentró en cinco empresas de comunicación, en comparación con los 564 beneficiarios. Es decir, hay una gran desigualdad en comparación con lo que reciben las radios comunitarias y las empresas de comunicaciones lucrativas, pues la mayoría de las radios comunitarias al encontrarse en zonas alejadas beneficiarían a la comunicación de programas a las personas alejadas de las grandes ciudades y que cuentan con el acceso a estas frecuencias de radio. El panorama actual puede mejorar gracias al proyecto de fortalecimiento de radios comunitarias e indígenas del gobierno federal y la UNESCO en México, mediante el proyecto “Diseño de políticas públicas para apoyar a las radios indígenas y comunitarias“.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s