Responsabilidad por mala praxis médica

Hablemos Derecho

Dra. Dileri Olmedo, Directora del Instituto Pericial Judicial / Mestizo News
Facebook: IPJ
Instagram: IPJ_Oficial
Twitter: IPJ_Oficial

La mala praxis médica es un término que se emplea comúnmente en medios noticiosos, al demandar algún suceso de desatención por parte de las instituciones públicas de salud, pero no toda la gente tiene muy claro el concepto. 

Se trata del resultado de una conducta consciente no acorde con la norma clínica jurídica y que por lo tanto es susceptible de reclamo por parte de la sociedad. En otras palabras, el procedimiento que, en el curso del tratamiento provoque por su culpa un perjuicio al paciente, ya sea temporal o permanente. 

Algunas de las causas más frecuentes de demandas por mal praxis son:

• Demora en el diagnóstico.

• Errores en el diagnóstico.

• Consecuencias fatales en la realización de procedimientos diagnósticos o terapéuticos.

• Accidentes terapéuticos.

• Agravación de la enfermedad primaria por demora en el diagnóstico, tratamiento equivocado o incumplimiento quirúrgico.

• Tratamiento incompleto, que incluye recesión incompleta de tumores y manejo inadecuado de la terapéutica establecida.

• Cuidados o seguimientos inadecuados o erróneos por el médico tratante o personal paramédico, incluyendo personal de enfermería.

El Código Penal establece la mala praxis de modo específico, a través de los delitos de homicidio culposo (Art. 84)  y de lesiones culposas (Art. 94) que de ella se deriven; sanciona a quienes sean declarados culpables, con penas de prisión y de inhabilitación para el ejercicio de la profesión o de la actividad que por su ejercicio haya ocasionado la muerte o la lesión.

Es así como tenemos que una mala praxis en el área de la salud es cuando se ocasione un daño en el cuerpo o la salud del paciente, sea parcial o total, temporal o permanente, como consecuencia de una acción profesional realizada con imprudencia o negligencia, falta de pericia en su profesión o por inobservancia de los reglamentos y deberes a su cargo.

Aparejadas a las causas que pueden ocasionar responsabilidad por parte del profesional de la salud, ya sean por acción o por omisión de sus actos, se encuentran los motivos por los cuales puede quedar absuelto de responsabilidad, si es que los elementos reunidos o las pruebas presentadas así lo determinan. Entre estas causas se encuentran:

• Caso fortuito o de fuerza mayor: Entiéndase como el incumplimiento de la obligación por parte del deudor, cuando éste se ve impedido de cumplir a causa de un suceso que está fuera de su voluntad, que no se ha podido prever o que aún previéndolo no se ha podido evitar.

• Error excusable: Este implica la falta de culpa y la presencia de una razón admisible para errar y que no se lo puede calificar de caso fortuito. Esto se puede dar cuando los resultados de un tratamiento son diferentes a los que se esperan, por tratarse de enfermedades de evolución atípica.

• Conducta del enfermo: Puede ser causa para liberar de responsabilidad al médico cuando el paciente cambia o hace caso omiso de la prescripción recibida o no obedece las indicaciones médicas.

• Fracaso del tratamiento: Se presenta cuando se realiza un diagnóstico correcto y un tratamiento adecuado, pero este último no genera los efectos deseados por factores ajenos al médico.

• Estado de necesidad y prescindencia del consentimiento del paciente: Sucede cuando en una situación de urgencia y ante la imposibilidad del paciente de otorgar el permiso para el tratamiento que requiere y los profesionales de la salud determinan actuar para salvar la vida de este.

Las instituciones que podrán conocer y solucionar inconformidades, quejas, situaciones que se presenten entre usuarios y prestadores de servicios médicos o profesionales de la salud son:

• Comisiones Nacional y Estatal de Arbitraje Médico.

• Comisiones Nacional y Estatal de los Derechos Humanos.

• Fiscalía General de la República.

•Fiscalías Generales de Justicia de los Estados.

• Secretaría de la Función Pública.

• Contralorías Internas de las Instituciones.

• Procuraduría Federal del Consumidor.

• Juzgados Civiles.

Aunque tal vez no se puedan abarcar todas las causales de mala praxis, al final nuestro país cuenta con un desarrollo doctrinal y jurisprudencial que no se aleja de los estándares internacionales vigentes. Ante todo esto ¿Usted considera que la mala praxis sea un problema común en nuestro país?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s