Pobreza lacera el corazón maya

Por Daniel Gutiérrez 

Mérida, Yuc., 15 de Marzo de 2021.- Yucatán es un estado de contrastes. Más allá de la pandemia del Covid-19 y el impacto que ha tenido, el estado aún refleja una desigualdad que lacera a gran parte de la sociedad yucateca. 

Lo anterior se debe a que, mientras en los principales municipios de la entidad el progreso marca el rumbo, en otras demarcaciones es un hecho que el tiempo se ha detenido por completo. 

Las imágenes de rezago social y pobreza, son el reflejo de un estado que únicamente avanza en unas zonas y regiones, en tanto que en otros lugares la carencia es sinónimo de desigualdad 

En Yucatán, considerado el estado más seguro del país, actualmente 900 mil de los 2 millones 300 mil habitantes en la entidad, sufren alguna carencia, de acuerdo con el informe de pobreza y evaluación de entidades federativas 2020, del Consejo Nacional de la Política de Desarrollo Social (Coneval). 

Impera la marginación

Asimismo, el estudio revela que en 68 de los 106 municipios del estado se encuentran sumidos en la marginación debido a la falta de oportunidades laborales; las comunidades en donde más se resiente este fenómeno social son poblaciones con un alto porcentaje de habitantes indígenas: Mayapán, Chikindzonot, Chemax, Tixcacalcupul y Cantamayec; mientras que al menos 63 comunidades tienen un alto grado de marginación (entre estos está Yaxcabá, Chankom y Tahdziú), lo que revela que más de la mitad de los municipios se encuentran en alguna situación vulnerable y de pobreza; por tanto, igual que en el resto del país, en Yucatán sólo dos de cada 10 habitantes forman parte del privilegiado grupo de población que no es pobre ni vulnerable.

Ante esto, la pobreza y la desigualdad destruyen cotidianamente las posibilidades de desarrollo humano de cientos de miles de yucatecos, cuya única falta es pertenecer a uno de los eslabones de una enorme cadena de pobreza transmitida generacionalmente. 

Faltan acciones concretas

En este sentido, la Fundación del Empresariado Yucateco A.C. (Feyac), sostiene la necesidad de impulsar un desarrollo integral que disminuya la brecha entre los que tienen hasta de sobra y aquellos que no tienen qué llevarse a la boca para saciar su hambre.

El organismo detalla que se necesita organizar a la sociedad de otra manera, generar fuentes de empleo, pagar mejores salarios, reorientar el gasto social que administra el gobierno dándole más a quienes más necesitan, y que el pago de impuestos sea acorde a los ingresos de cada individuo. 

A mismo tiempo, la Feyac indica que la acción gubernamental tiene que reorganizarse, ya que actualmente el gobierno estatal enfoca sus programas sociales para complementar las acciones que emprende el gobierno federal.

Al respecto, el Centro de Fortalecimiento Yucatán (Cefory) integrante de la Feyac, advirtió la pobreza y la desigualdad crecen de manera silenciosa dentro de la población yucateca. 

Hasta el momento las cifras oficiales sostienen que la pobreza en Yucatán oscila entre un 23 y 32 por ciento. Sin embargo, para los organismos no gubernamentales, el porcentaje alcanza hasta el 48 por ciento en la entidad. 

Dentro de este contexto, el Coneval deja al descubierto que la población yucateca está en pobreza extrema, necesita que las autoridades de los tres niveles de gobierno hagan un gran trabajo para combatir el rezago que existe en la entidad, en materia de salud, agua, electricidad, educación, vivienda, empleo y alimentación.

Para la población fija, ya sean yucatecos originarios o foráneos que llegaron a trabajar y se quedaron a vivir, el estado ofrece condiciones desiguales. Nacer y crecer en Yucatán, fuera de la capital o las grandes ciudades turísticas, significa una gran desventaja al no contar con las mismas condiciones que la ciudad debido a la concentración de programas y servicios públicos.

Un factor determinante de la desigualdad en el estado es la informalidad laboral que representa aproximadamente el 60 por ciento de la población económicamente activa, dato por arriba de la media nacional, esto de acuerdo a la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s