Nombran asteroide en honor a la mexicana Queta Basilio, primera mujer en encender un pebetero olímpico

Redacción / Mestizo News

CIUDAD DE MÉXICO, 27 de Octubre de 2021.- La atleta mexicana Enriqueta Basilio Sotelo, quien fue la primera mujer del mundo en encender un pebetero olímpico, fue inmortalizada a dos años de su muerte por la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA, por sus siglas en inglés) con un asteroide que llevará el nombre de “Queta”.

‘Queta’ es el primer asteroide troyano nombrado según una convención de nomenclatura recientemente revisada para los asteroides troyanos. Aunque anteriormente los troyanos solo llevaban el nombre de los héroes de la Ilíada de Homero, los troyanos más pequeños ahora reciben el nombre de atletas olímpicos y paralímpicos, en reconocimiento a estos héroes de hoy en día. ‘Queta’ recibe su nombre en honor a la atleta mexicana de pista y campo, Norma Enriqueta ‘Queta’ Basilio Sotelo”, informó la NASA en un comunicado publicado en abril de este año previo al lanzamiento de la misión “Lucy”, que despegó de la Estación de la Fuerza Espacial de Cabo Cañaveral para llevar a cabo una misión de 12 años en la que hará el reconocimiento de ocho asteroides troyanos de Júpiter, entre ellos el de “Queta”.

La familia de “Queta” Basilio, quien falleció el 26 de octubre de 2019 a los 71 años de edad, contó en entrevista para SinEmbargo la grata experiencia que vivieron al visitar la NASA para presenciar el despegue de la misión “Lucy”.

“A principios de octubre del año pasado nos contactó uno de los principales científicos de la NASA, del proyecto ‘Lucy’, que tiene la misión de investigar estos nuevos satélites, y nos preguntó si le autorizábamos nombrar este satélite con el nombre de mi mamá. Obviamente le dijimos que sí y nos dijo que iban a esperar un nuevo avistamiento para la confirmación. Pasaron unos días y el 13 de octubre del año pasado nos escribió y nos dijo que el 12 de octubre de 2020 volvieron a ver el asteroide en la órbita, lo cual se confirmaba este nuevo cuerpo”, dijo Mario Álvarez Basilio, hijo de “Queta”.

El 12 de octubre de 2020, cuando la NASA confirmó la presencia de este nuevo asteroide, es una fecha representativa para la familia de la ex atleta mexicana porque un 12 de octubre, pero de 1968, iniciaron los Juegos Olímpicos donde su madre encendió el pebetero.

“Fue una emoción indescriptible”, mencionó Mario al recordar su visita a la NASA junto con sus dos hermanos e hijas. “El lanzamiento de la misión ‘Lucy’ se llevó a cabo el 16 de octubre. Nos invitaron a que fuéramos a presenciarlo. Estuvimos con ellos la semana pasada y fue una cosa extraordinaria, fue algo significativo porque todos los científicos nos trataron muy bien. Se siente muy bonito el reconocimiento que le hacen a nuestra mamá”.

La Asamblea General de la Unión Astronómica Internacional (IAU) fue la que dio el nombre de “Queta” al asteroide, tipo troyano, en reconocimiento a la contribución que realizó la exatleta mexicana a la equidad entre hombres y mujeres, así como a su papel en la historia del deporte.

Una de las funciones de la IAU es aprobar los nombres de asteroides. Originalmente, los Asteroides Troyanos se clasificaban a partir de personajes de la Ilíada, pero debido a su gran número, se determinó denominarlos de acuerdo a “héroes modernos”, es decir, atletas olímpicos y paralímpicos.

De este nuevo acuerdo surge la propuesta de nombrar al nuevo Asteroide Troyano “Queta”, ubicado en la órbita del asteroide “Eurybates”, un heraldo de la antigua Grecia. Los heraldos eran mensajeros de reyes o gobiernos que en ocasiones corrían grandes distancias, pero también tenían la tarea de anunciar el inicio de los Juegos Olímpicos, acción similar a la que ocurre en la justa moderna al encenderse el pebetero con la antorcha que viaja desde Grecia.

Es así como los científicos de la NASA decidieron honrar a Enriqueta Basilio, quien a los 20 años marcó la historia del deporte no sólo por encender el pebetero olímpico en 1968, también porque fue la primera, y hasta hoy única mujer del mundo, que en la justa veraniega compitió en 80 metros con vallas y en los 400 metros planos, además del relevo 4×100 metros.

“Ojalá este reconocimiento inspire a muchos mexicanos. En algún momento mi mamá fue la primera mujer en prender un pebetero olímpico y ahora será la primera deportista en tener un asteroide con su nombre, otra vez vuelve a hacer historia y es mexicana, para que todos puedan ver lo que se puede lograr. Ojalá sea un motivo de orgullo para todos los mexicanos”, expresó Mario Álvarez sobre el reconocimiento a su madre.

“QUETA” EN LOS JUEGOS OLÍMPICOS DEL 68

El 12 de octubre de 1968, un repleto y eufórico Estadio Olímpico Universitario de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), albergó la inauguración de los Juegos de la XIX Olimpiada, donde por primera vez una mujer, deportista y universitaria, hizo los honores de portar la llama olímpica, en medio de una convulsión en un país que 10 días antes había sido sacudido por la matanza de estudiantes en la Plaza de las Tres Culturas en Tlatelolco.

“No sólo prendí el fuego olímpico, encendí el corazón de las mujeres”, dijo Basilio Sotelo en entrevista con la revista UNAM al cumplirse 50 años de haber ingresado a la historia olímpica. “A partir de entonces hubo muchos cambios para las mujeres, por nuestros derechos, por la justicia, por la igualdad, por la solidaridad, y todos los valores que representa el respeto a una mujer”.

Los Juegos Olímpicos de México 1968 también fueron los primeros con televisión a color y en los que se estrenaron los controles de dopaje.

La familia de “Queta” Basilio recuerda a su madre como una mujer guerrera, un ejemplo a seguir en el deporte y en su vida diaria.

“Mi mamá era muy cariñosa y dulce. Tengo dos hermanos, nosotros cuando éramos muy chicos mi papá falleció y eso generó un cambio en nuestra vida, yo tenía 16 años y era el más grande, mi mamá entró en una dimensión diferente, este suceso provocó que se volviera más dedicada a nosotros, fue madre y padre”, recuerda Mario, quien junto con sus dos hermanos también se dedicaron al deporte.

Sobre el apoyo del Gobierno mexicano al deporte, Mario Álvarez reconoce que aún es inequitativo. “Ojalá hubiera más apoyo para el deporte, no sólo para el soccer, hay otras disciplinas donde los deportistas tienen que recurrir a recursos propios. Creo que el deporte debería ser considerado como un tema de relevancia nacional”.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s