Entran en vigor las nuevas reglas del outsourcing, simulación se penará con cárcel

Dra. Dileri Olmedo, Directora del Instituto Pericial Judicial / Mestizo News
Facebook: IPJ
Instagram: IPJ_Oficial
Twitter: IPJ_Oficial

Ser contratado bajo el modelo de outsourcing significa que la empresa para la que trabajas no lleva la administración de tu cargo, sino que tu patrón es un “tercero”. Según la Ley Federal del Trabajo, el trabajo en régimen de subcontratación tiene a un patrón denominado contratista que ejecuta obras o presta servicios con sus trabajadores bajo su dependencia lo hace a favor de un contratante, una persona física o moral, quien fija las tareas del contratista y lo supervisa en el desarrollo de los servicios contratados. A partir de ahora y según la nueva iniciativa, para ser legal, el régimen de trabajo del outsourcing tiene que cumplir con ciertas condiciones.  A principios de 2021, la STPS público que durante el primer operativo para supervisar el correcto cumplimiento de la Ley Federal del  Trabajo, realizado en septiembre de 2019 en coordinación con el IMSS, el SAT, la Procuraduría Fiscal, el Infonavit y la UIF, se evidenciaron una serie de medidas que han afectado a millones de trabajadores en México, las cuales no les permiten generar antigüedad, ser partícipes del reparto de utilidades, recibir aguinaldo, prima vacacional y ejercer libremente sus derechos colectivos.

La subcontratación (outsourcing) en México tiene nuevas reglas: un registro obligatorio de empresas que ofrecen servicios de tercerización laboral especializada, multas históricas para los infractores, pena de cárcel para la simulación de servicios de subcontratación especializados, beneficios fiscales limitados y mayor transparencia. Éstas son las nuevas reglas para el outsourcing que entraron en vigor el 1 de septiembre de 2021. Después de una prórroga, con el inicio de septiembre entró en vigor a plenitud la reforma de subcontratación con sus disposiciones fiscales y de seguridad social.

El objeto de la reforma es que sirva para incrementar el empleo formal. La nueva ley en materia de subcontratación, pretende también combatir la simulación, elusión y evasión fiscal que hacen algunas organizaciones. Asimismo, es esperar que otorgue mayor seguridad y calidad en el empleo a los trabajadores y sirva para regular la prestación de los servicios especializados de personal. Algunos expertos temen las consecuencias negativas que pueda tener en cuanto a cifras de empleo. Algunas empresas tendrán nuevas necesidades y retos a la hora de gestionar su capital humano. Sobre si podrán absorber a todos los trabajadores subcontratados, hasta el momento, cerca del 85% de las empresas reportó que le será posible contratar directamente a una proporción elevada de trabajadores.

Los servicios especializados deben estar inscritos ante la STPS cuando se ponga a disposición trabajadores propios en beneficio del cliente para cumplir con el contrato. Ofrecer o beneficiarse de los servicios de outsourcing sin el registro correspondiente puede ser sancionado con una multa de hasta 4 millones 481,000 pesos. La simulación de los servicios especializados o la subcontratación laboral se castigarán con cárcel al ser considerado delito de defraudación fiscal. Se establecerán cambios al Código Fiscal de la Federación para considerar esta figura como delito de defraudación fiscal, el cual se castiga hasta con tres años de prisión.

No se pueden deducir facturas por concepto de suministro de personal. Únicamente serán deducibles o acreditables ante el ISR y el IVA los gastos por la subcontratación regulada por la STPS. Las prestadoras de servicios y las empresas tendrán que entregar reportes cuatrimestrales al IMSS y al Infonavit sobre los contratos de tercerización celebrados. Las modificaciones aprobadas, contemplan reformas a la Ley Federal del Trabajo para imponer multa de hasta 4 millones 481,000 pesos (hasta 50,000 UMA) para quien realice o preste servicios de subcontratación, sin contar con registro correspondiente. En caso de que un patrón no permita la inspección y vigilancia de las autoridades será acreedor de una multa de entre 22 mil y 448 mil pesos.

Queremos hacer una breve pausa para invitarles a conocer el Instituto Pericial Judicial y la amplia oferta educativa que ofrece, manejamos desde licenciaturas, bachillerato, diplomados, maestrías y clases de inglés.

También contamos con becas y descuentos para que puedan concluir sus estudios.

Nos ubicamos en la avenida José López Portillo casi esquina con Uxmal a unos minutos del crucero o pueden enviarnos un Whatsapp al (998) 221 9944.

Ofrecemos apoyo y asesoría a todos aquellos que lo necesiten.

Retomando el tema anterior podemos dilucidar que la Reforma del Outsourcing determina que, salvo excepciones específicas, se prohíbe la subcontratación de personal que consiste en que una persona física o moral proporcione o ponga a disposición trabajadores propios en beneficio de otra. Queda permitida únicamente la prestación de servicios especializados o la ejecución de obras especializadas, que no forman parte del objeto social ni de la actividad económica de la empresa beneficiaria de los mismos. Las empresas o patrones que recurran a la prestación de servicios especializados con un contratista que incumpla las obligaciones con sus trabajadores, serán responsables solidarios de los trabajadores implicados. Las empresas que presten servicios especializados requerirán autorización por parte de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, a ser renovada cada 3 años; además, quedarán inscritas en un padrón público. Quedan permitidas las agencias de colocación, pero solo podrán intervenir en el proceso de contratación (reclutamiento, selección, entrenamiento y capacitación, entre otras actividades) y en ningún caso se considerarán patrones.
 
¿Qué pasará con las empresas?

De acuerdo a lo referido anteriormente y en base a la encuesta “Termómetro de Teletrabajo y Subcontratación”, podemos concluir que al menos el 60% de las empresas encuestadas tiene personal tercerizado y 38% de ellas, recurre a un esquema de outsourcing; es decir, que sus empleados están contratados a través de otra razón social creada por la misma organización. Estas empresas deberán realizar ajustes para cumplir con las nuevas disposiciones y únicamente podrán subcontratar servicios u obras especializadas que no formen parte de su actividad económica preponderante. Las empresas tendrán tres meses para incorporar a sus trabajadores que están subcontratados como empleados permanentes. Con excepción de aquellos servicios o de ejecución de obras especializadas, siempre que el contratista esté registrado en el padrón público.


Ya para despedirnos queremos compartirles la siguiente frase de Harvey S. Firestone, fundador de Firestone, que dice así:
 
«El capital no es tan importante en los negocios; experiencia, tampoco. Puedes obtener ambas cosas. Lo importante son las ideas. Si tienes ideas, tienes el recurso principal que se necesita y no hay límite de lo que puedes lograr con tu negocio o tu vida.»

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s